Angau Noticias

Jueves
29 de Octubre
Tamaño Texto
  • Aumentar fuente
  • Tamaño original
  • Reducir fuente
porn, porno
Inicio >> Varieté >> Diez consejos útiles para pasar el Año Nuevo sin repetir errores

Diez consejos útiles para pasar el Año Nuevo sin repetir errores

E-mail Imprimir PDF
Share

Las Fiestas de Fin de Año son, como su nombre no lo indica, un parto. Pero no se pueden evitar, así que la única que queda es tratar de que los daños y emboles sean mínimos. Por eso, Angaú Noticias elaboró una práctica guía de diez consejos útiles para Navidad y Año Nuevo.

 


1. Los seres humanos nacen buenos, pero los parientes no. Grábese esta máxima en su cabeza, y si es posible escríbala con aerosol negro en el muro del fondo de su casa. Por eso, cuando esté organizando la cena de Nochebuena o Año Nuevo en su casa, ante los llamados de sus familiares preguntando "che, ¿qué llevamos?", no responda irresponsablemente diciendo "¡pero nada, che, cualquier pavadita si acá nos arreglamos!".

No, no cometa esa extrema pelotudez, porque es totalmente iluso de su parte pensar que su cuñada lo va a sorprender llegando esa noche con cuatro kilos de ensalada rusa, o que su hermano aportará una colección de tortas heladas para el postre.

Para nada. En lugar de todo eso, ella llegará con un cuarto kilo de pan y una Coca light "para mí nomás, porque con la dieta no puedo tomar otra cosa", y él se hará el canchero con un pollo achicharrado y más pequeño que un colibrí, adquirido en una parrilla pedorra camino a la reunión. Y usted, como un boludo, tendrá que descongelar costillas y lechones que estaban pensados para el cumpleaños del nene.


 

2. Si lo invitan, no trate de quedar como el educado de la noche. La cuestión es simple, es usted o ellos. Si finalmente tiene la fortuna de zafar y evitar que la cena se haga en su casa, cague a sus parientes anfitriones del mismo modo en que ellos lo cagaron antes o lo cagarán en el futuro, según lo indicado en el punto 1.

No sea imbécil, no se queme la mitad del aguinaldo en "quedar bien". Si aparece con un cabrito entero al horno, cinco variedades de ensaladas y tres cajones de sidras y vinos, más un delicado combo de pandulces y budines, no dirán de usted cosas del tipo "qué buena gente que es Tito", sino que habrá a sus espaldas comentarios de la línea "cómo se nota que anda robando este hijo de puta", "mirá cómo nos trata de tapes y angurrientos el forro de mierda" o "este se cree que porque trae comida va a ser menos guampudo".


 

3. No trate de caerles simpáticos a los chicos. No importa que usted tenga poca confianza con la o las familias con las que va a pasar la noche, de ningún modo se sienta en el compromiso de caerles bien a los niños de esa gente. Los chicos, en las Fiestas, se pelotudizan a niveles de saturación, y a la vez adquieren una formidable capacidad de detectar al boludo de la noche.

Si huelen que es usted (porque al llegar se río bonachonamente cuando el primer pendejo le dijo "gordo pelado", o alguna resignación similar a su soberanía), estese listo para que el resto de la noche le tiren cucarachas del agua -sacadas de la Pelopincho- entre la nuca y la camisa; le enciendan cohetes entre la silla y el culo, e hijaputeces por el estilo.

Un hermoso tongo aplicado al salir del baño, por ejemplo cuando uno de los mocosos se le cruza en el pasillo y le hace una broma sobre su camisa floreada, frena cualquier desgracia a tiempo.

 

4. Con el alcohol usted se siente más gracioso, pero no es más gracioso. Al comienzo de la noche, usted, ante comentarios que cruzan sobre la mesa en torno de distintos temas, tiene ocurrencias espontáneas, chistecitos inmediatos que sin embargo calla, porque sabe que decirlos lo dejan como un reverendo salame.

Pero con el correr de las copas, usted irá creyendo que no, que no es tan así, y que su cantera mental es aguda, a veces hasta brillante. Entonces, a pesar de los codazos de su mujer, usted irá desbarrancándose con el cuento verde sobre el cura misionero y el camello, la penosa anécdota del día en que su esposa (que se querrá hundir en la silla) se rajó un pedo estruendoso mientras el kinesiólogo le revisaba la rodilla, y su patética imitación de un gay para pedir que le pasen las mandiocas hervidas.

Cállese o váyase, pero no arruine su frágil reputación familiar.

 

5. Ningún alimento, ni siquiera los de las Fiestas, se puede reciclar durante dos semanas. Se entiende que habiéndose gastado en la cena de mierda la guita del videocable y la del viajecito a Empedrado, usted al día siguiente rejunte para el mediodía los restos de asado, algunos pedazos de lechón, trozos de pan y lo que quedó de las ensaladas, para el almuerzo, que generalmente vuelve a ser masivo.

Incluso, se tolera que en la noche del día siguiente todavía arme "una picadita" con lo que quedó del mediodía. Pero seguir, una semana o diez después, inventando menúes con esos despojos, es de mal gusto e incluso riesgoso en términos bromatológicos. Y además, quién puta le dijo que existe la paella con pedazos de vacío o las empanadas de lengua a la vinagreta con trozos de galleta.

 

6. Usted no-le-gus-ta-a-su-prima. Otra distorsión generada por los brindis, que comienzan siendo por postulados nobles ("por muchos años más juntos", "por la familia", "por la paz para todos") y terminan en cualquier cosa ("para que la Gaby pierda el embarazo o el novio se haga cargo", "para que el canal Venus deje de ser codificado", y así).

Con las neuronas nadando entre mares de tinto y de sidra La Farruca, el emotivo de la reunión, que se pasó la noche recordando con largos discursos a todos los muertos de la familia, aprovecha un encuentro furtivo en la vereda con su prima de Neuquén para apretarla y comerle la boca de prepo luego de decirle "yo sé que vó también estaba calienta por mí cuando éramo chico".

Y no, nada que ver, así que ella le calza un flor de rodillazo en las bolas, vuelve al patio, le cuenta a su marido lo que pasó y le volverán a llenar de dedos la jeta. De yapa, antes de volver a su provincia, contarán a todos lo sucedido, y usted ya nunca se sacará la etiqueta de ser el sátiro del árbol genealógico.

 

7. A nadie le importa por qué lo echaron a Suárez de su laburo. Un pantano en el que suelen morir las últimas buenas intenciones de una cena de diciembre es el que crean aquellos que toman el control de la conversación familiar para inundarla de puros datos y relatos relacionados con su trabajo.

Cuentan en detalle las cuatro horas que demoraron en hallar una diferencia de caja, cómo son los escritorios de la oficina (descripción que incluye planos improvisados en servilletas), o los antecedentes del despido de Suárez, historia que arranca diciendo que "todo empezó en 1986, cuando resulta que se rompe el dispenser y va Suárez y le dice al jefe de Personal..."

 

8. Todos sabemos que el año pasó volando, no hace falta que ningún boludo lo diga. Pero así y todo lo van a decir, y encima casi seguro serás vos.

 

9. Tenelo en cuenta para la próxima Navidad: los chicos ya no aceptan regalos que cuestan poco. Es inútil, no te gastes. Los pibes de hoy, a la hora de esperar a Papá Noel, sólo quieren una Play Station o una computadora.

Es al pedo que busques hacer bulto con camioncitos, pelotas, juegos de ping pong o posters de Harry Potter. Lo mejor, siempre, es agarrar a los pendejos, sentarlos en el living al día siguiente de que cumplan los 4 años, y decirles de una que Papá Noel son los padres.

 

10. No mandes decenas de SMS. Un error muy común: gastarse guita en mandar decenas y hasta cientos de mensajes de texto a personas a las que les importa un pomo recibirlos de tu parte.

Dejate de joder, ahorrá guita, y mandá tus SMS sólo a las cuatro o cinco personas que de verdad se van a alegrar de ver tu nombre en el buzón de entrada. Ah, y ojo: nada de esos textos reboludos pretendidamente sentimentaloides, que en alguna parte dicen "en esta fecha tan especial" o "que la estrella de Belén guíe tus pasos". ¡No, no y nooo!

 

 

Y tú, oh, amigo, ¿qué consejo agregarías?

 

 

 

Artículo relacionado: Los martirios de las Nochebuenas

 

 

 

 

.

 

 

Comentarios   

 
0 #12 Silvia Adriana 27-12-2013 21:53
Por favor... que sólo por ese día, no lleven TALACASTO. Un VEUVE CLICQUOT estaría bien.
Citar
 
 
0 #11 MARTA 27-12-2013 18:09
JAJ Esta muy bueno el RESUMEN de l NIVDAD.. y yi agregaria.. q no te pase este fin de año que todos se van a la mier... porq tiene que ir a saludar a los suegros, el resto de amigos y te queda y te queda todo el kilombete y la pila de vasos y coas y cucharitas por todos lados..! y al dia siguiente te enteras que se acostaron a las 7 de la mañana porque saludaban y seguian brindando.. mientras q vos te acostatstes a las 6.30 pero por bol.. !!.. hasta que barristes y lavastes el piso todo pegoteado jajaja!1.. IGUALMENTEEEEEE E FELIZ AÑO!!.. y si, PASO RAPIDO EL 2013 JAJAJAJ
Citar
 
 
+5 #10 Gonzalo 23-12-2009 11:13
Fiestas del Orto!!!
No solamente tengo que ir a comprar ochocientos regalos gastando dinero en pelotudeces para los demás sino que seguramente me toque vestirme de papa Noel y cagarme de calor con los 35 grados que haran, donde iran los conchudos de esos personajes que solamente y falsamente veo para recibir ese regalo del orto, como lo fue el servilletero la navidad pasada...¿para que mierda quiero yo un servilletero?.. .seguramente para metermelo bien en el orto con todas sus servilletas así no me termino cagando esa ensalada rusa con el matambre del ojete que preparo la vieja de mierda, que la terminas cagando con las garrapiñadas hasta el 25 a la noche!! Para que luego tu suegra diga que la paso mas o menos, y que podría haber ido a la casa de su otro yerno, cuando tuve que poner la casa y limpiar previa y a posteriori como un infeliz, y aguantármelos hasta que el pelotudo del sobrino se saque un ojo con un corchazo o el pajero se queme la mano con esas bengalas ordinarias del reverendo ojete y terminemos todos en el hospital con los hdp de los médicos que se están enfiestando a las enfermeras cuando hay doscientos boludos accidentados en estas fiestas, Sin contar que para llegar no encontras un puto taxi, y los colectivos llegan hasta el ojete de gente con un borracho nostálgico abrazado al infeliz y cornudo del colectivero. Y para volver a tu casa y encontrar al perro semidrogado y sordo que te hizo mierda todo por que se volvió loco con los cohetes, y se le fue el efecto de esas gotas de mierda que te vendio el hdp del veterinario que se debe estar drogando con keta para poder olvidarse de la culeada que le hizo al puto de tu perro.
Cualquier semejanza con la realidad es pura coincidencia.
Felicidades!!!!! Y que en esta Navidad queden del ORTO!!!!!!!!!

Atte
Gonzalo.

ADMINISTRADOR: Gonzalo, empezamos leyendo tu comentario con la presión 12/8, y cuando terminamos ya estaba en 24/19.
Citar
 
 
+2 #9 maki 15-12-2009 19:23
por favor, no se tire el placard encima!! o mejor dicho, las bolsas que acaba de traer del centro. siempre es un shock cuando aparece la tia fea llena de rasos, colores, tules, collares, flores, y demas abalorios de dudoso gusto, enfundada en un vestido 3 tallas menor a la suya que quedaba divino en el maniqui de la vidriera, del mismo tamaño de su pierna derecha.. todo comprado esa misma tarde de apuro y que se lo gano en una pelea a tirones a una adolecente de 17, mientras que el resto del año anda por ahi con batones y ojotas, y el pelo con una grasa de 3 dias. Tambien incluidos en esta categoria el tio con camisa hawaiana, o la prima pasada en kilos con minifalda y top, todos ellos pensando que la fecha amerita semajante vestuario y sin percatarse que son un circo caminando visible a 2 cuadras, y que encima te miran capciosamente buscando que le digas lo hermosisima que esta esta noche, cosa que terminamos mintiendo por compromiso. Es mucho mejor optar por vestirnos como habitualmente lo hacemos, un poco mas arreglados, y guardar un poco nuestra dignidad.

ADMINISTRADOR: Lo peor de todo, Maki, luego de tu impecable descripción, es que ni la tía ni el tío se van a sentir aludidos por este comentario.
Citar
 
 
+2 #8 kiriki1985 10-12-2009 12:33
Infaltable en todas las fiestas ese Tío pelotudo que se gasta una fortuna en cohetes y se rodea de pendejos enseñándoles nuevas técnicas como para que surta mas efecto.-
Cuando era pibe nos decía que la cañita voladora había que ponerla en una botella vacía de sidra, todo fenómeno, hasta que una no tomó suficiente altura y fue derechito a la mesa de unos vecinos que estaban cenando en el patio, el insulto fue de todos los colores.- Se terminó por un buen tiempo lo de las cañitas.-
Otra vez me tocó a mi ,prendió una ametralladora y estas fueron a parar en mi regazo, me hizo mierda un pantalón y una camisa que justo estaba estrenando esa noche y había comprado a crédito.- Viejo de mierda, todavía sigue siendo piromaníaco.-
Estamos pensando mandarlo a Irak a sastifacer su vicio.-
Citar
 
 
+3 #7 cristian_ 10-12-2009 07:34
Tu mujer te controla, tu amigo te controla, la esposa de tu amigo te controla. Consejo: no le mires el orto a la hija de nadie, por más que se retuerza como una lagartija adelante tuyo. Después, mientras la pendeja se prepara para salir con los adolescentes de su edad y sacarse de encima el olor a naftalina de tanto viejo de mierda, bajo ninguna circunstancia escupas comentarios del tipo: "cómo creció la nena... agh..." o "vení, dale un beshito al tío, jejeje...", sobre todo si tenés la lengua un poco adormecida por el alcohol. Queda horrible.

Más tarde, cuando la guacha se haya ido, no te la agarrés con la mujer de tu amigo: nadie necesita saber que vos no discriminás por edad o estado civil. Evitá clavarle los ojos en las tetas, evitá seguirla con la mirada torba mientras se levanta para traer pan dulce, evitá arrinconarla cerca del baño. La verdad es que aunque la mina estuviera calienta por vos, no va a encontrar razones para hacer algo tan estúpido como exponerse al escarnio por un borracho pajero. Si querés hacerla bien, otro día la invitás al telo.

Si estás en pareja desde hace poco, pensá bien si conviene que lleves a tu ñorsa al matadero de esa gente de mierda que tenés por parientes o amigos. Lo que dice Yaguá es una verdad universal. Si de todos modos querés correr el riesgo, buscá la forma de advertirle, durante los días previos, que esa manga de hijos de puta va a desparramar sobre la mesa una sarta de injurias que nada tienen que ver con tu pasado.

Otra cosa: no olvides que las/los amantes se ponen mimosos/as durante las fiestas. Les encanta romper las pelotas con mensajitos que te pueden meter en líos, porque aunque tu pareja simule ignorarte, siempre aparece el malparido que te dice: "uh, tenés un Chotorolla F-215 con pantalla táctil... ¿me lo pretás un cachito?", y cuando te querés acordar está leyendo en voz alta el mensaje de Carla, que te extraña como loca y quiere que despaches a la boluda de tu jermu después de las doce. Consejo: disimuladamente apagá el móvil.

ADMINISTRADOR: Excelente, Cristian, y extremadamente útil.
Citar
 
 
+2 #6 Yaguá_chinchudo 10-12-2009 05:51
Agregaría:
- No invitar a parientes indeseables, que se sabe que son mala gente pero por boludez novelera uno se apiada y los termina invitando nuevamente comprándose el chamullo de que "hay que darle otra oportunidad, después del quilombo que hizo el año pasado y la puteada colectiva que se ligó, a lo mejor cambió para este año".
Y uno no se da cuenta que durante todo el este tiempo, el/la hdp en cuestión juntó kilos y kilos de hiel que gustosamente vendrá a repartir.
- No invitar a tías solteronas sexagenarias chimenteras y zizañeras como una de las mías. Creo que en socia vitalicia del Club de Chupacirios. Y se entiende, porque como su chismosa y malintensionada lengua funciona por sí sola, debe tener mucho que confesarle al cura de turno... Ahora que me acuerdo, hija de mil pu_ _!! Por qué tuviste que preguntar si ya no andaba con Rosita, cuando te presenté a mi actual novia! Malparida!!
Citar
 
 
+2 #5 Matecocido 10-12-2009 05:38
JA!!! Un consejito más.... "Por nada del mundo vaya a creer que porque su "cuñada" (la forra insoportable) esa noche lo saluda con una amplia sonrisa, repito..POR NADA DEL MUNDO VAYA A CREER que la muy turra ahora lo considera "un tipo digno de su hermana"

ADMINISTRADOR: Ultra pertinente la aclaración, Mate.
Citar
 
 
+1 #4 leocba2005 10-12-2009 05:15
Pensé que yo le gustaba a mi prima...debrías ser mas sensibles al exponer verdades así,de una...puede romperle las ilusiones a personas que hacen mucho esperan desde hace mucho,no sé...alguna apretada contra la pared con la prima,o un petiso (aunque sería pedir demasiado,eso,j eje).
Citar
 
 
+2 #3 leocba2005 10-12-2009 05:11
pensé que le gustaba a mi prima...no sean tan crudos al exponer verdades así,puede haber personas sensibles del otro lado. :S
Citar
 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Zona Lectores

Perspectivas

El niño estaba tendido de espaldas en el patio de su casa, revolviendo una brizna de pasto entre los dientes, con las manos detrás de la cabeza y los...

module by Inspiration

Angaú fuera de joda

El Chaco verdadero

La desocupación real o abierta, que incluye la encubierta que está formada por los inactivos (desalentados), supera los dos dígitos en Chaco. Estimamos...

module by Inspiration