Angau Noticias

Viernes
23 de Abril
Tamaño Texto
  • Aumentar fuente
  • Tamaño original
  • Reducir fuente
porn, porno
Inicio >> Varieté >> La sola y el solo de las fiestas, personajes que ayudan a que la vida sea posible en cualquier familia

La sola y el solo de las fiestas, personajes que ayudan a que la vida sea posible en cualquier familia

E-mail Imprimir PDF
Share

Frente a las regocijantes fiestas de Navidad y A√Īo Nuevo, los especialistas creen que es tiempo de que las familias les brinden un reconocimiento a esos parientes que concurren a tales cenas en total soledad, generalmente estrenando o prolongando un estado de fracaso sentimental que, por diversos factores, termina haciendo posible la vida en el resto de la estructura familiar.

 

"El solo, la sola, son personajes que inducen un mont√≥n de pensamientos, reflexiones, sentimientos, emociones y mitos positivos en los dem√°s asistentes a la cena navide√Īa familiar. Brindan motivos de excitantes charlas a escondidas sobre su situaci√≥n, consumen poco, no ocupan demasiado el ba√Īo, se van temprano, ayudan a tranquilizar a los perros de la casa y permiten que hasta el m√°s pelotudo de los t√≠os se sienta un ser arrasadoramente exitoso", explica a Anga√ļ Noticias el psic√≥logo social Dami√°n Sobam Elay√°.

 

Estudio concluyente

 

El profesional condujo un estudio realizado el 31 de diciembre del a√Īo pasado simult√°neamente en 87 mesas familiares en las que hab√≠a un solo o una sola, de los cuales el 44% eran personas recientemente divorciadas o separadas, el 13% gente que nunca hab√≠a tenido pareja, un 17% dudaba demasiado en lanzarse a las personas que les interesaban y se las terminaban empomando otros, el 16% eran mani√°ticos del orden y otros enfermos que nadie bancaba, y el 10% restante se compon√≠a de viudos/as.



Algunos rasgos salientes del trabajo son los siguientes:



El solo anima la cena. Contra lo que indica la l√≥gica, el solo o la sola, lejos de "avinagrar" la cena navide√Īa o a√Īonuev√≠stica, la aviva y hasta la torna apasionante.

"En el 93% de los casos estudiados, las cenas ven√≠an para el orto, aburridas y porongosas, hasta la aparici√≥n del pariente solitario. A partir de all√≠ se not√≥ que los dem√°s adquir√≠an una nueva energ√≠a para pasarse chismes sobre los √ļltimos fracasos y estrellamientos sentimentales del solo o sola, con el extra de adrenalina que genera la necesidad de que el pobre infeliz no note que est√°n hablando de √©l o ella", explic√≥ el doctor Sobam.

 

Nadie sabe cómo tratar adecuadamente al solo. Otra verificación empírica.

Por ejemplo, una sola que cenaba con sus parientes en Villa Barber√°n, en Resistencia, recibi√≥ luego de los brindis de la medianoche y al momento de los abrazos, las siguientes salutaciones: "¬°Vamos, Dionisia, vamos, eh, que en este a√Īo seguro que vas a ser aunque sea un poquitito feliz!", "Vos tranquila, que si siempre te dejaron despu√©s de darte la primera culeada, ganaste porque significaba que no te quer√≠an bien", "¬°Este a√Īo con todo t√≠a, y basta de comprarte la ropa en los cementerios!", "Dionisia, te merec√©s lo mejor, el problema es que los que te conocen tambi√©n" y "Seguro que anda cada vez m√°s cerca el hombre que te va a sacar de la depresi√≥n y va a lograr que te laves el cabello".

 

El solo presta plata. Generalmente, el solo es una persona que, por esa condición o de puro culo, tiene ahorros. Y en las fiestas, particularmente, el ambiente emotivo de la ocasión, por berreta que sea, lo moviliza a intentar profundizar lazos con sus demás parientes.

Err√≥neamente, cree que lo puede lograr, por ejemplo, ofreci√©ndose a prestar plata cuando un primo o un cu√Īado le cuentan que les chocaron el auto y el chapista les pide tres lucas.

Obviamente, hacia mayo, cuando vea que no le pagaron ni siquiera una de las cuotas sin intereses acordadas, se dará cuenta de que fue un boludo, e intentará recuperar parte del dinero. Los otros, desde ya, se harán los ofendidos, lo mandarán a la mierda y lo tratarán de resentido. "Si te va mal en tu vida, no seas agresivo con nosotros, que no tenemos la culpa", le dirán antes de cortarle el teléfono o cerrarle la puerta en la jeta.

 

Si hace falta para levantar la cena, se le puede inyectar dolor. El exceso de comidas repletas de grasas y la abundante libación de bebidas alcohólicas, hacen que las cenas familiares ingresen a la madrugada en una pastosa etapa que desemboca en un océano de tedio.

Es entonces que la sola o el solo asoman como verdaderos salvavidas colectivos, cuando uno de los asistentes dice algo as√≠ como "Che, Mat√≠as, ¬Ņsab√©s que a la Celia se la anda bombeando el que era tu jefe en la papeler√≠a, no?" Por supuesto que todos sab√≠an que el solo no sab√≠a de esa noticia sobre su ex, pero con su sacrificio se logra reactivar la reuni√≥n por dos a tres horas m√°s.

 

A los solos se los cruza como a perros. A los solos ning√ļn pariente les reconoce dignidad, ni derecho a la intimidad, ni nada. Por eso, es frecuente que los familiares les organicen, sin preguntarles y sin avisarles, encuentros en plena cena con otros solos sobre los cuales los dem√°s ya dictaminaron que son "la persona que mengano/a necesita".

Entonces, se produce una lamentable situación, consistente en la llegada de, por ejemplo, la tía Helga, a la que precede un murmullo de todos los que, reunidos en el patio, llevan ya media hora de haber conocido a Braulio, un empleado de comercio jubilado al que alguien trajo de no se sabe dónde para ver -seamos directos- si se aparea con Helga.

Entonces, el due√Īo de casa lleva a la t√≠a hasta donde est√° el viejo, y ante la mirada de toda la concurrencia, que rodea a los dos fracasados, los presenta diciendo algo as√≠ como: "T√≠a, este es don Braulio, un se√Īor que vive ac√° cerca y que enviud√≥ el a√Īo pasado", dato totalmetne innecesario al que, no obstante, suma otros. "Tiene una jubilaci√≥n de 3.600 pesos, o sea el doble que tu pensi√≥n; obra social; y la casita es suya".

Despu√©s, dejan a los dos frente a frente, mir√°ndolos, como si se tratara de dos foxterriers de pelo duro cuyos due√Īos acordaron la cita para que se enhebren y vender los cachorros a medias.

Eso sin contar con que, también, la vigilancia colectiva hace que los parias no puedan hacer nada si surgiera entre ambos al menos una brisa de simpatía. Así, si él tiene para con ella el gesto de cuidar que su vaso no quede vacío durante la comida, no faltará el rompequinotos que desde la otra punta de la mesa grite "¡Esssssaaaaaa Brauliooooo, se ve que le quieeere tener con la guardia baja a la Helga jio jio jioooooo!"

 

 

Y t√ļ, oh, amigo, ¬Ņhas sido/eres un solo o una sola?¬ŅConoces alguno de estos casos en tu amada familia?

 

 

 

 

.

 

 

Comentarios   

 
0 #3 RAR 28-11-2014 13:53
Una buena noticia para los bosteros:
Capitanich organiza un cuadrangular en diciembre a jugarse en la cancha de Sarmiento con la participación de Boca Unidos, For Ever, Sarmiento y Boca Juniors.
La intenci√≥n es darles a Boca la posibilidad de ganar un trofeo este a√Īo.

A: Hay que recordarle a Coqui que se tiene que jugar de día.
Citar
 
 
0 #2 Sor Aya 30-01-2012 10:09
La famosa t√≠a servicial. Tiene todos los cumplea√Īos anotados y nunca falta en Navidad y A√Īo Nuevo. Como no se prende en charlas o jodas, es la que sirve la mesa, se levanta si falta algo, luego junta todo y se pone a lavar. Tambi√©n cuida beb√©s y hace tecitos digestivos. Una joyita.
No, nunca le buscaríamos novio.
Citar
 
 
0 #1 peregrino 30-01-2012 09:01
Seg√ļn el reconocido semi√≥logo portugu√©s Bertuj Esport√≥ dos Lados, no es mala la soledad, la cual es preferible a estar en pareja y mal. Siempre seg√ļn la opini√≥n del estudioso, hay gente que por no ganarse el mote de solo/sola, se banca una vida miserable junto a alguien que ya lo lo/la hace feliz. ¬ŅSer√° as√≠? Digo, ¬Ņser√° verdad que ve tujes por todos lados? Para pensar.
Citar
 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Zona Lectores

Perspectivas

El ni√Īo estaba tendido de espaldas en el patio de su casa, revolviendo una brizna de pasto entre los dientes, con las manos detr√°s de la cabeza y los...

module by Inspiration

Anga√ļ fuera de joda

El Chaco verdadero

La desocupación real o abierta, que incluye la encubierta que está formada por los inactivos (desalentados), supera los dos dígitos en Chaco. Estimamos...

module by Inspiration

Mas leídos