Angau Noticias

Sábado
25 de Noviembre
Tamaño Texto
  • Aumentar fuente
  • Tamaño original
  • Reducir fuente
porn, porno
Inicio >> Varieté >> Viejita. Por Chuñi Benite

Viejita. Por Chuñi Benite

E-mail Imprimir PDF
Share

Tantas luce y tantas sombra que ase el amor cuando arriba da vueltas el sol del tiempo, viejita. Tantas luce y tantas sombra.

Pienso en eso cuando te visito para los mate y veo tus pasito lento y corto en la casa silensiosa, que era la casa llena sonidos y voce de ante, cuando estaba el viejo y nosotro éramo unos pendejo que vivíamo conbensido de que las cosa no se terminaban nunca.

Y no es que reniege de mi vida, viejita. Fui felis, incluso de a rato le sigo siendo, pero ya nada é como aquello. Y descubrí que eso no tubo que ver con mi edá ni con la suerte ni con los manuale. Eso era hací por vó, que cocinaba sin parar los plato de la alegría, espantando a los montruo con tus antorcha de flan y asúcar quemada. Eras vó asiendo simple la vida. Avian cosa que estaban bien y cosa que estaban mal, y en tu vos esa verdá se volbía bellísimamente clara y luminosa.

No ecsistía un dolor de pansa que tu mano no destruyera, no avia herida que no se amansara con el agua, el jabón y tus palabra. Con tu promesa de estar siempre, no avia muerte que asustara.

Uno nunca má encuentra un amor hací. Y que el degenerado de Froi se meta sus teoría en el traste: yo no hablo de la pelotudes ésa del complejo lento de Ed Hipo. Hablo, viejita, de que nunca má algien nos quiere con tanta bondá. Hablo de que nunca má nosotro queremo con tanta fe.

La trampa era el tiempo. Nosotro nos dimo encuenta tarde, vó seguro que ya sabía. El tiempo que siempre é como el vaso de agua derramado sobre el cuaderno, que despinta y arrastra las forma y los colore. Que se fue comiendo tu juersa, que va apagando tu mirada, que temblequea en la mano que pasa el mate, que nos tira al río. Y los montruo aprobecharon...

Hací y todo, el tiempo no te pudo quebrar el alma. Y si ante te parabas en la puerta de nuestros corasone para agarrarte a trompada con las asechansa del hambre y la tristesa, hoy yo sé que te plantás con la misma brabura para vestirte con las mejores sonrisa cuando nos abrís la puerta, para que no sépamo de tus dolore al dormir y al despertarte en la cama que se quedó con la mitad vasía. Para que no nos demo encuenta que ya no vas a la galería porque ay era donde el viejo te sentaba pa prender la radio y escuchar los bolero que él te dedicaba.

No es que no haya sido felis, viejita, sino que nada, jamás, fue igual a estar corriendo en pata por la calle y escucharte gritar mi nombre para abisar que la leche estaba lista.

No es que no haya sido felis, sino que nunca más encontré un mundo más bueno y más hermoso que el que vos nos armabas cada día.

 

 

.

 

 

 

 

 

Comentarios   

 
+1 #21 Marici 16-10-2017 13:49
Mi vieja se quedo viuda a los 33. Siempre habia laburado de maestra, pero cuando faltó el viejo el sueldito se le quedó chico para sostener a los cuatro pibitos que eramos entonces, y tuvo que dejarlo para salir a agarrar cuanto laburo se le cruzara y le mejorara el ingreso. Me acuerdo de inviernos fuleros como solo los habia en los pueblos y en esa epoca, y ver a mi mama levantarse a las 5am, emprolijarse un poco, ponerse el sobretodo y salir a esperar a otra compañera de laburo con la que se pateaban las 20 cuadras que las separaban de la usina adonde trabajaban. Volvia a las dos de la tarde, descansaba un ratito las patas y llegaban los pibes a los que le daba apoyo escolar. Despues se ponia a pasar a maquina trabajo por encargo, y a coser y tejer para afuera, y mientras tanto por supuesto la crianza y la casa. Me acuerdo que yo no solia valorar mucho esos laburitos que hacia en casa, justamente porque estaba en casa. Pero sufria en persona el calvario del frio y las lluvias a las 5 de la mañana, y es la imagen que mas registraba en esos tiempos, eso y los ojos tristes, porque cuando perdio a mi viejo, una determinada risa de ella no volvio tampoco nunca mas.

A: Conmevedor tu relato. Gracias por compartirlo.
Citar
 
 
0 #20 Amali 16-10-2017 01:47
Que palabras tan fuertes, Chuñi. El recuerdo que me vino a la cabeza fue el de mi madre, despertarme de madrugada para darme el remedio. Que suerte tenemos no?
Citar
 
 
0 #19 María Inés 15-10-2017 21:55
Hermoso Chu. Me hiciste recordar mi infancia cuando mi madre era joven y me hacía todo lo que vos decís. Gracias por compartirlo.
Citar
 
 
0 #18 Teresita 15-10-2017 17:32
Que fuerteee!!! Volé a la casa de mis abuelos ... Dios que magia !!!!!!!!!!!
Citar
 
 
+1 #17 Daniela 15-10-2017 13:14
Chu, hermosas tus palabras, hacia tu viejita y hacia todas las mamases, y aplica a todas las generaciones
Citar
 
 
0 #16 Jacques LeBoeauf 23-10-2016 12:22
Divino, Chú. Me haces emocionarme como nunca. Así es mi viejita, que tambien duerme en una cama que se quedó con la mita vasía.
Citar
 
 
0 #15 Alejandro 20-12-2015 20:32
Sublime! Para guardar y releer lo que dure la vida
Citar
 
 
+1 #14 Daniel 16-11-2015 00:20
Que lo parió! Es precioso el texto por la ternura y la sensibilidad que trasmite. Me emocioné profundamente. Te agradezco inmensamente, Chú, por la inigualable emoción que me has generado. Un fuerte abrazo!

A: Un abraso, Danielito.
Citar
 
 
0 #13 horacio 12-11-2015 13:05
Simplemente una genialidá !!!!
Citar
 
 
+3 #12 Hugo 25-10-2015 00:12
Don chuñi,eh leído muchas veces este hermoso relato,y todas las veces termine emocionado,grac ias MAESTRO por transmitir sus bgrandes,simple s y emocionantes palabras!!! Un gran abrazo

A: Un abraso, Huguito.
Citar
 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Zona Lectores

Perspectivas

El niño estaba tendido de espaldas en el patio de su casa, revolviendo una brizna de pasto entre los dientes, con las manos detrás de la cabeza y los...

module by Inspiration

Angaú fuera de joda

El Chaco verdadero

La desocupación real o abierta, que incluye la encubierta que está formada por los inactivos (desalentados), supera los dos dígitos en Chaco. Estimamos...

module by Inspiration

Mas leídos

Ingreso