Angau Noticias

Miércoles
12 de Mayo
Tamaño Texto
  • Aumentar fuente
  • Tamaño original
  • Reducir fuente
porn, porno
Inicio >> Locales >> Pena de muerte en el país de los susanos

Pena de muerte en el país de los susanos

E-mail Imprimir PDF
Share

La historia argentina está marcada por la tragedia, muertes, dolor y a la vez por luchas y esperanzas de un pueblo en defensa de la vida y la dignidad, asumiendo la resistencia en el ayer y el hoy por construir una sociedad más justa y humana para todos. Es un largo caminar en el hacer democrático, en el derecho e igualdad para todos y todas.

La vida de toda persona es sagrada. Cuando se producen hechos violentos seguidos de muerte y les toca de cerca vivir la tragedia de la pérdida de un ser querido, se producen estados emocionales poco razonables y piensan que a una violencia hay que responderla con otra violencia mayor y piden aplicar la pena de muerte para quienes matan; reclaman seguridad frente a los chicos de la calle, a quienes les cargan todos los males posibles para justificar lo injustificable y no quieren comprender que están violentados por el paco y algunos cometen algún delito. Esos chicos son víctimas de una sociedad injusta que genera los miedos, el odio, la discriminación y el resentimiento.

En sociedades conflictivas como la nuestra, hay ciudadanos y ciudadanas que viven y sufren fuertes traumas psicológicos y angustia existencial, alimentados en parte por los medios de comunicación que fomentan la violencia cada minuto y de pseudo-periodistas que cínicamente y en forma cíclica pregonan la pena de muerte y la mano dura.

¿Cómo se llega a esta situación de violencia e incertidumbre? Hay muchos factores sociales, psicológicos y económicos, pero uno de ellos son los medios de comunicación. Basta ver las películas que emiten los canales televisivos, desde los dibujos animados para los niños cargados de violencia y las películas, de las cuales el 97 por ciento son de origen norteamericano cargadas de violencia, sexo y drogas.

Ese es el “alimento” que los medios de comunicación dan al pueblo, imponiendo la dominación cultural y la violencia. Es necesario un estudio sociológico y psicológico de los comportamientos sociales y la violencia en nuestra sociedad.

La señora diva del teléfono, afectada por el asesinato de su amigo y colaborador, como ella bien dijo ante las cámaras de televisión y a periodistas, porque tiene a su disposición los micrófonos: “Soy católica y no quiero la pena de muerte. Pero el que mata tiene que morir”. Esa actitud es anti-evangélica y nada tiene que ver con el mensaje de Jesús.

Otra de sus afirmaciones es: “Terminemos con los derechos humanos y esas estupideces”; “lo que digo es lo que piensa el país”, y continúa: “No sabés lo que es salir a la calle. El pueblo está desprotegido”; “La gente no tiene el poder para ser escuchada y hay que luchar para que el pueblo sea escuchado.

Todo el mundo sabe dónde se vende la droga que enloquece a los chicos de las villas. Que sigan existiendo, eso es un crimen de lesa humanidad. Ahí tendrían que ir los derechos humanos a meterse porque están matando a una generación. Necesitamos una mano fuerte porque si no esto no va a parar”.

La diva del teléfono, Susana Giménez, que viaja en coche blindado y tiene guardaespaldas, se “desbocó” y su bronca se difundió por todos lados.

Analicemos cada una de sus declaraciones. Me recuerda a ese otro drama que nos duele a todos y al que en su momento los medios de comunicación le dieron “manija” hasta el cansancio, para imponer la mano dura y bajar la edad de imputabilidad a los menores y reclamar la pena de muerte: el asesinato del hijo de Juan Carlos Blumberg, quien llevó al Parlamento proyectos para que los legisladores sancionen leyes represivas. En nombre de la seguridad, generan mayor inseguridad.

Hoy la diva del teléfono está en la misma tesitura de reclamar mano dura, la pena de muerte, más seguridad y leyes represivas.

1 Una muerte no se resuelve con otra muerte, lo que tendremos serán dos muertes y nunca la solución del problema. En los países donde se impuso la pena de muerte, no disminuyó el delito.

2 Habló de los derechos humanos, “esas estupideces”. Su desprecio de los derechos humanos es preocupante. No sabe o no quiere conocer lo que hacen los organismos de DD.HH. en su permanente lucha contra la droga y el “maldito paco” que destruye la vida de los jóvenes y el trabajo para recuperarlos y que puedan sonreír a la vida con dignidad.

3 Hay que tener en cuenta que quien viola los DD.HH. es el Estado, y los organismos de DD.HH. son la conciencia y los valores de la sociedad en defensa de la vida y la dignidad de las personas y los pueblos; trabajando en áreas educativas, generando conciencia ciudadana en la construcción democrática y reclamando el derecho de Verdad y Justicia frente a la impunidad.

4 Cuando se cometen asesinatos, asaltos, robos, etc., son delitos que deben ser sancionados de acuerdo con las leyes vigentes. La legislación y leyes nacionales son buenas, los jueces deben aplicarlas correctamente y en tiempo. Lamentablemente hay veces que esto no sucede. Hay que mejorar y fortalecer al Poder Judicial y reclamar nombramientos de magistrados idóneos y con coraje.

5 Los chicos de la villa, dice la diva, que fuman el paco que los destruye y que los lleva al delito, “saben quiénes lo venden”. Sería bueno que informe a la Justicia sobre lo que conoce, que realice una denuncia formal y no sólo en el micrófono. Estamos de acuerdo en que debe combatirse a los traficantes de drogas de acuerdo con las normas, edictos y leyes vigentes por las fuerzas de seguridad.

Lo fundamental es generar en los jóvenes conciencia crítica y valores educativos y sociales y la esperanza de vida, seguridad y contención familiar. Sería bueno que se interiorice del trabajo que realizan muchas organizaciones en bien de los jóvenes.

6 Habría que preguntarle a la diva del teléfono y micrófono cuál es el país imaginario que tiene en su cabeza y en su lengua. Los simples ciudadanos que viajamos en tren, en subte, en colectivo y no tenemos coches blindados ni guardaespaldas que nos protejan, también reclamamos seguridad.

La seguridad no pasa por poner más policías y leyes más severas. Pasa por superar la violencia estructural y social, con políticas de prevención y educación.

7 Sería saludable que la diva se acercara a los chicos en estado de riesgo social, que viven en la calle y están hambreados, que sufren el frío, el calor y son sometidos al paco y a la violencia social, y les pregunte: ¿cuál es su seguridad? La diva del teléfono debe saber que por día mueren en el país más de veinticinco niños de hambre y enfermedades evitables (informe de Unicef).

8 Debe saber que el año pasado murieron diecinueve indígenas en el Chaco de hambre, por la devastación de los montes naturales, y que los responsables son los gobernantes nacionales y provinciales, empresas mineras y los sojeros en las provincias. Que la devastación de las tierras, los bosques y el agua llevan a la muerte, a la pobreza y la marginalidad. Que continúan muriendo niños indígenas y que las comunidades son reprimidas y que muchas víctimas están en las periferias de las grandes ciudades, hambreados y faltos de recursos, a quienes no se les reconocen sus derechos. El Movimiento de los Chicos del Pueblo dice que “el hambre es un crimen”.

9 La diva Susana Giménez dijo: “Me llamó todo el mundo”, para apoyar sus barbaridades. ¿Quiénes son todo el mundo? Cuando se habla más rápido de lo que se piensa, vienen los problema que en manos de personas mediáticas y populares hacen mucho daño a la sociedad. Jamás hemos oído en su programa que la diva hablara de la seguridad de los niños indígenas, de los campesinos, de los daños provocados por empresas mineras, la destrucción del medio ambiente por los sojeros y la destrucción de la biodiversidad.

Mientras avanzan las investigaciones sobre el asesinato de Lanzavecchia, amigo de la diva, se va comprobando que fue un hecho pasional, brutal y repudiable y que los responsables deben ser llevados ante la Justicia para ser sancionados de acuerdo con la ley vigente. El derecho de Verdad y Justicia debe ser para todos.

10 Por último, sería importante que Susana Giménez se interiorizara del trabajo realizado por los organismos de derechos humanos, que según ella son “estupideces”, que durante treinta años vienen luchando por la Verdad y la Justicia, para recuperar la dignidad y para que nunca más vuelva a ocurrir la tragedia que sufrió nuestro pueblo.

Muchas otras organizaciones trabajan en bien de nuestra sociedad y lo hacen sin micrófono de por medio, silenciosamente, día a día; son religiosos y religiosas, organizaciones sociales, educativas, personas de buena voluntad que asumen con amor y responsabilidad estar al servicio del prójimo. Debería aprender a utilizar correctamente las palabras y no vaciarlas de contenido.

Adolfo Pérez Esquivel

 

Comentarios   

 
0 #10 BB 15-03-2009 18:36
Que compleja la decisión del si o no a la pena de muerte, que frivolidad pedirla por los medios porque le tocó a un amigo dejando detrás los miles de violadas, asesinadas, asesinados por nada o por monedas o billetes, es decir, parece que Susana vio el problema a partir de su amigo, integrando como hecho provcado por delincuentes comunes tratando de desviar la causa que fue pasional (que no deja de ser criminal, ojo), pero digo, en caso de juzgar una persona y determinar la interrupcion de su vida mediante la ejecución, quienes lo van a hacer, los que todavía no lograron aclarar el caso de las tortas de Pibernus? los que aún no arrimaron ni asustaron a ningún funcionario por enriquecimiento ilícito o corrupción?
No estoy de acuerdo con mas muertes, si con apartarlos de la sociedad, al menos hasta que reviva el occiso (sería una buena clausula), no estoy de acerdo con la libertad de los asesinos de José Luis Cabezas ni de nadie.
Citar
 
 
0 #9 DOSSO MILA 13-03-2009 19:20
Gaby: ¿leés y leíste TODOS mis artículos semanales? ¿Estás seguro?

¿Alguna vez leiste que defendí cualquier "tipo" de criminalidad, o el que "entren por una puerta y salgan por la otra"? ¿Seguro?

¿Y seguro que nunca me referí, en más de uno, a "la pena de muerte, el suicidio inducido, el narcotráfico, los planes jefes de hogar, la exclusión, el desempleo, las políticas prebendarias y oportunistas de cada gobierno de turno, etc.?"

¿No llegaste al final de mi comentario en este foro: "Ese mundo rosa y blindado en el que vive Susana no es rosa ni blindado.
Es un recodo, un rincón, de la sociedad que acompañó la fiesta de los ’90 (la fiesta menemista)–de la que Susana y su glamour miamense fueron ícono indiscutido– cuando el sistema arrojaba gente por la ventana (ese pelotón de pobres e indigentes que aún anda por ahí, a la intemperie), y el Estado y sus políticas –seguridad incluida– se reducían a escombros"?

Si querés conocer mi pensamiento completo -completo en tanto el espacio "físico" en una página me lo permite - en cuanto a por qué tan brutal la "aparente" estupidez de S.G. leé NORTE este domingo. La descerebrada sabe hacer muy buen uso y abuso de "la viveza criolla" y sus estupideces no son tan "inofensivas" como parecen.

En cuanto a las reflexiones en mi intimidad. Justamente, pertenecen a mi intimidad y no me asiste derecho alguno a hacerlas públicas en un medio de comunicación.

En este caso, hago una única excepción: Al padre de mi hija lo fusilaron los milicos. No está despaecido. Lo fusilaron. Tengo las fotos del hecho...los 16 detenidos con los ojos vendados contra la pered de las celdas de donde los hicieron salir de madrugada. Para fusilarlos.

Si, más de una vez, en mi intimidad, deseé ver muertos de igual manera a sus asesinos. Jamás lo expresé públicamente y adherí - adhiero - a los que piden "Justicia y condena para los asesinos".

Y agrego, los asesinos de entonces y los asesinos de ahora, con o sin uniformes. Y sobre todo los que desde algún lugar de poder ordenan las muertes ( también las muertes por hambre y exclusión) .

También, como periodista, con mis compañeros, salimos a la calle a pedir investigación y justicia, no pena de muerte, cuando apuñalaron por la espalda a un compañero de trabajo: Fabricio Glibota, que no murió de pedo, como dice Maria Irene.

Pero ahí anda todavía, arrastrando una lenta recuperación, porque la puñalada fue tan "casual" que llegó a seccionar una arteria y perforar el riñón. No se desangró y murió camino al hospital... de pedo!. Y en el hospital debieron :1º) "remendarlo" como pudieron para controlar la hemorragia. 2º) luego de cierta "estabilización " someterlo a un cirugía compleja (previa incisión del esternón hacia abajo, bien grande) para "recomponer" la arteria y explorar la herida renal.

Tras largos y angustiantesdía s de avances y retrocesos, al fin ganó la batalla. Pero ahí; con 20 y poquitos años más, sin poder aún vivir la "vida normal" de un joven de su edad.

Y sabemos, todos sabemos quienes están en las sombras detrás del ejecutor.

Pero no pedimos la pena de muerte. Seguimos pidiendo que se investigue, se aclare y la justicia ¡ACTUE!

De verdad, un placer reencontrarte.
Citar
 
 
0 #8 María irene 13-03-2009 04:41
Cierto, no estoy de acuerdo. Se parece muuuuucho a cierta conversa que mantuvimos cuando vino al Chaco cierto Sr., al que mataron al hijo. Te acordás?
Que te pasa Gaby? Desde que estás allá ves todo distinto?
Ojo. Nunca voy a estar de acuerdo como decís a que entren por una puerta y salgan por otra, deliquieron, que paguen. Pero que paguen toooooooooooooo odos, no los infelices.
En cuanto a la idea de matar, no estoy de acuerdo. A Juanca, no sé si sabes, tratando de robar en su trabajo un chorro, para escaparse, le mordió la mano. Vos ya no estabas...Podés creer Gaby, que le mordió tan fuerte que le cortó los tendones, nervios y huesos de la mano? Esto fue para octubre, en diciembre le cortaban la mano por cangrena. Se salvó de pedo. Perdón no alcanzaron a cortarle, la salvaron. Pero le tivieron que vaciar los huesos , los tendones y nervios, porque de la infección eran chicle gomoso. Nunca se pensó en casa en matar a nadie por esto. Y Juanca tiene la mano muerta....
Te acordás que a ulises lo rodearon con caballos y le acuchillaron la pierna para sacarle la bici cros? Nunca se pensó en matar a nadie. Hay una canción de Bob Dylan que dice entre otras cosas, más o menos, cuantas veces tiene que sonar un cañon para que ya sea sufuciente, cuantos muertos deben morir para decir basta, la respuesta amigo mió esta sonando en el viento.
Te cambio la pena de muerte, por ir de nuevo a las villas, como lo haciamos antes, a sembrarles sueños . Lo estoy haciendo y es hermoso! vienen familias completa. Yo les llevo cine, folklore, danzas clásicas, música sinfónica. Les hablo de responsabilidad es, de cargas repartidas, tanto como los beneficios que reclamamos. Les hablo de la dignidad y el orgullo de ganarse dignamente las cosas, del respeto, el mismo que exigimos. Les hablo, de leer, leer mucho, antes con 4 grado eras gardel, hoy sin secundario, no servís ni para cortar mortadela. Pero porque? Porque nuestros viejos no se conformaban con lo estudiado, seguian leyendo seguian instruyendose.
A mí me pone muy triste que aquel, mi hermano del alma, el que posibilitó que hoy pueda desarrollar este proyecto, que si estuvieras aquí te llevaría para que veas la cara de esta gente, tan abandonada de todos! Ellos no pueden creer que esto que solo se ve en el centro, lo tengan en su barrio. Se nos dió cada anécdota hermosa...Hasta hubo quien encarecidamente ,nos pidió ayuda para dejar la porquería. Por eso, antes quien vino a decirle si me dejas te ayudo, te voy sosteniendo y juntos tratamos de refundar una Argentina, por lo menos como en la que crecí. Te quiero muchisimo Gaby, Besos
Citar
 
 
0 #7 Silvina 13-03-2009 02:35
"que pretendés la felicidad por sorteo en un país de necesidades"

Mis aplausos María Irene, y no agrego nada acerca de esta casi diría inimputable mujer (recordemos que padece de anencefalia) pues sería darle más importancia al pito de la que tiene.
Citar
 
 
0 #6 Gabriel Deli 12-03-2009 11:15
Para retornar un poco al debate y salvando distancias, creo que no podemos ser tan hipócritas de echarle la culpa de las barbaridades que ocurren a Susana, puede gustarte o no lo que dice, (si bien es cierto que siempre se destaco por hablar boludeces ese es otro tema, pero de ahí a responsabilizar la por los quilombos sociales es otra), no se olviden que ella llego a la fama porque una gran manga de estupidos (entre los cuales hasta podria incluirme), todos los días nos enganchábamos a ver como ella hablaba por teléfono o a recordar sus películas con Porcel y Olmedo.
Durante años no me acuerdo haberle escuchado un solo pensamento coherente ni hilvanado, no se le cayo una idea ni por casualidad, pero la culpa es de ella? y la respuesta es NO, la culpa es nuestra que somos consumidores de este tipo de productos. En realidad es una excelente oportunidad para seguir distrayendo la opinión publica hacia otros temas.
Respecto a sus dichos, no debemos ser hipócritas y reconocer que aunque no lo digamos en algún momento, pensamos igual que ella, quisimos patear el tablero y mandar a todos al carajo, sobre todo cuando vemos a los delincuentes que entran y salen por las comisarías como Susana de los Shopping’s , entonces para nuestros adentros que pensamos, menos mal que vinieron los de los derechos humanos y los sacaron antes de que tomen frio, con 42 grados a la sombra. Si este asesinato le hubiese ocurrido a algún familiar o conocido no pensaríamos lo mismo, no pediriamos mano dura, no puteariamos contra todos, o porque no que la cosa se arregla con 2 balas, lo pensamos, que no lo digamos es otra cosa.
Si bien si lo decimos nosotros ni siquiera en casa nos dan bola, ahora si lo dice Susana, cristina, Mirta o Marcelo son titulares de todos los medios, y ellos aunque con muchísimo mas dinero (por lo que están mas expuestos que nosotros) siguen siendo personas que piensan como nosotros y tienen derecho a decirlo. Son famosos, conocidos, ricos y encima son formadores de opinión.
Muchachos no olvidemos que LOS ARGENTINOS SOMOS DERECHOS y HUMANOS (Para el que no se acuerda: El slogan de la dictadura en 1979 para mejorar la imagen de Videla.)
La verdad es que me importa poco y nada lo que diga Susanita, lo que si me importa es que se haga de esto un festival de evasión e hipocresía,
Si es por buscar una solución, la cosa es un poco mas complicada comparto la opinión de la negra María Irene, la cosa pasa por políticas de inclusión social que vaya acompañadas de transparencia en el uso de las políticas publicas y judiciales, desmantelando un poco las redes de corrupción que no permiten que se apliquen las leyes como corresponde. Transformando los planes que fomentan la vagancia en verdaderas políticas asistencialista s que permitan salir del estado en el que están. Y por supuesto el mejor antídoto que no le conviene a los grupos de poder la EDUCACION,

Creo que en una buena democracia cualquier persona esta habilitada para decir lo que piensa y siente, inclusive Susana, si estamos de acuerdo o no es otra historia, están los medios para expresar nuestro discenso como lo estamos haciendo todos.

Mila aun no entiendo que cosa brutal dijo Susana, que vos nunca hayas pensado o analizado en tu intimidad, o no lo expresaste entre líneas en alguno de los artículos que escribiste antes, o es que los derechos humanos tienen solo un lado.
Si es por la pena de muerte, es algo que se puede debatir, así como el aborto, el suicidio inducido, el narcotráfico, los planes jefes de hogar, la exclusión, el desempleo, las políticas prebendarías y oportunistas de cada gobierno de turno, etc…pero de ahí a considerarlo aberrante, es otra historia. Y te preguntaras que tiene que ver una cosa con la otra, es que todas son herramientas que forman parte de una pena de muerte en mayor o menor medida.

Y para terminar una pregunta que se que vendrá con palos, quienes son o deberían ser los beneficiarios de los Derechos Humanos.
No estoy de acuerdo con matar en nombre de dios, pero tampoco estoy de acuerdo en delinquir en nombre de los derechos humanos.
Citar
 
 
0 #5 DOSSO MILA 10-03-2009 19:57
Ni la fama ni el éxito ni el rating ni la popularidad son herramientas habilitadoras para decir las cosas brutales que dijo Susana Giménez.

El dolor no es excusa para poner en escena la aberrante figura de la pena de muerte. Y muchísimo menos, la habilita a hablar de los derechos humanos como “estupideces”.

Ese mundo rosa y blindado en el que vive Susana no es rosa ni blindado.

Es un recodo, un rincón, de la sociedad que acompañó la fiesta de los ’90 –de la que Susana y su glamour miamense fueron ícono indiscutido– cuando el sistema arrojaba gente por la ventana (ese pelotón de pobres e indigentes que aún anda por ahí, a la intemperie), y el Estado y sus políticas –seguridad incluida– se reducían a escombros; son los mismos personeros que hoy repican el discurso de la mano dura, con su expresión más insostenible: la pena de muerte.
Citar
 
 
0 #4 lu 10-03-2009 18:15
exigamos educación, trabajo..para qué más muertes de las que hay¿¿?? esos pibes matan porque no ven futuro alguno...

Qué habla Susana si no vive aca..se la pasa en Miami y ve la Argentina a través de vidrios polarizados..
Citar
 
 
0 #3 carozo 09-03-2009 16:13
" El que mata debe morir " ¿ y el que roba ? ¿ y el que trafica ? ¿ y el que estafa ? no nos olvidemos que Susana es una estafadora, se acuerdan el auto en el granero que ingresó al país sin impuestos utilizando una ley que beneficia a discapacitados, evidentemente esta gente no tiene en cuenta que la corrupción también mata( hambre, indigencia, falta de educación de hospitales) este país no se puede librar de estas calamidades debido al grado de corrupción de muchos de sus ciudadanos, políticos, jueces ect., muchos se quejan que la presidente y el gobernador malversan los fondos del estado en beneficio propio pero de evadir los impuestos no se quejan porque está bién, porque todos lo hacen.-
Citar
 
 
0 #2 María Irene 09-03-2009 05:35
Perdón, por lo pesada, de ninguna manera se justifica la muerte de ese muchacho, ni la de nadie, que no sea en forma natural, pero tampoco, pasa por sumar más muertos.
Tampoco pasa por poner más policías, si no de una política de inclusión que les dé un lugar digno y no que tengan que reclamarnos así lo que no se lo dimos naturalmente, como manda nuestra consitución. Porque aunque parezca ridículo nunca fue derogada y nos dá el derecho a la educación, a la salud, a la vivienda y la reina de todo, al trabajo! Porque justamente por falta de educación y trabajo, los chicos terminan haciendo estas cosas que arruinan sus vidas para siempre y se las destrozan a los demás.
Citar
 
 
0 #1 María Irene 09-03-2009 04:48
UY que dulce! Estos días fueron el infernal fastidio, ya que cada vez que la sincesos salía al aire, ningún canal habilitaba tel.para expresarse.
Me hubiera gustado decirle, que se siente que te toque de cerca el resultado de tus actos? Todo vuelve, y en forma de cachetada. No es lo deseable...pero es! Te acordás susi, que fuiste parte de la fiestita de los '90? Esa donde se armó una Argentina para 15 millones y el resto sobraba? Mi vida, ese negrito es uno de los que sobran, gracias entre otros a vos! Te acordás que aplaudían decisiones en que el pueblo quedaba afuera de la masa laboral, fuera de la educación, fuera de todo?
Te acordás que los recibías en tus programas y festejabas?
Derechos humanos y esas estupideces? Y sí, que se puede esperar de vos que pretendés la felicidad por sorteo en un país de necesidades.
Lo peor, es que idiotas como esta son formardoras de opiniones. Yo estaría con la pena de muerte, pero para los que nos han dejado como estamos. Ahí entrarían las susanas varias, los blumberg varios, incluido algún vecino...que no se hacen cargo de la responsabilidad que tienen.
Es tán bruta la pobre que necesita escudarse en la religión para intentar una salida airosa. A mí, por más que soy católica, primero lo fundamentaría como humano, por no desearle a los demás lo que no quiero para mí. Si realmente le importa su religión, creo que hay varias cositas que debiera replantearse, justamente que tienen que ver con lo que aquí se trata.
Citar
 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Zona Lectores

Perspectivas

El niño estaba tendido de espaldas en el patio de su casa, revolviendo una brizna de pasto entre los dientes, con las manos detrás de la cabeza y los...

module by Inspiration

Angaú fuera de joda

El Chaco verdadero

La desocupación real o abierta, que incluye la encubierta que está formada por los inactivos (desalentados), supera los dos dígitos en Chaco. Estimamos...

module by Inspiration

Mas leídos

Ingreso