Angau Noticias

Jueves
23 de Septiembre
Tamaño Texto
  • Aumentar fuente
  • Tamaño original
  • Reducir fuente
porn, porno
Inicio >> Varieté

Varieté

Tras una escandalosa cena de A√Īo Nuevo con su suegra, detienen al intelectual chaque√Īo Chu√Īi Benite

Tras una escandalosa cena de A√Īo Nuevo con su suegra, detienen al intelectual chaque√Īo Chu√Īi Benite

El reconocido escritor, periodista y vendedor de quiniela clandestina Apolinario Fitzgerald "Chu√Īi" Benite fue detenido en la madrugada del 1 de enero a ra√≠z de serios incidentes protagonizados en el domicilio de su suegra durante la cena de A√Īo Nuevo, revelaron fuentes policiales.


De acuerdo a la reconstrucci√≥n de los hechos que pudo hacer Anga√ļ Noticias, los hechos se desencadenaron como consecuencia de un encuentro familiar que fue tenso desde el vamos, aparentemente a ra√≠z de deudas que Benite mantendr√≠a desde hace mucho tiempo con la madre de su esposa Yolanda.

Jerónima Itárguriz, la mujer en cuestión, habría deslizado algunas indirectas durante la cena, todas relacionadas con los compromisos impagos de su yerno y una supuesta resistencia de éste a conseguir trabajo como para saldar ese pasivo y mejorar la situación económica del hogar que el intelectual conforma con Yolanda y el hijo de ambos, Clint Rolubaldo "Ruli" Benite.

 

Los hechos

 

Seg√ļn lo que pudo saber AN, a la cena en la casa de It√°rguriz asistieron otros familiares y amigos de la mujer y de su esposo, Ces√°reo Braulio Van der Kerkoff, conocido en el ambiente empresario como "el zar de la torta parrilla".

La comida de despedida de 2019 se llev√≥ a cabo en el quincho que los suegros de Benite poseen en el amplio patio de la vivienda, situada en Barrio Centenario. "√Čramos unas treinta o cuarenta personas, y la verdad es que a m√≠ me dio la impresi√≥n de que el literato lleg√≥ ya bastante en pedo", cont√≥ uno de los comensales, que pidi√≥ reserva de su identidad para que Van der Kerkoff no le quite el puesto de ventas de Alvear y Calle 3.

Los testimonios coinciden en que las hostilidades comenzaron temprano, incluso antes de que comenzara a servirse el asado que algunos colaboradores preparaban en la monumental parilla del lugar. "Brindo por todos los que están aquí, incluso por aquellos que alguna vez me fusilaron tarjetas de crédito para pretender darse un nivel de vida que deberían sostener con el trabajo honesto y esforzado", dijo Jerónima levantando un copa de vino.

El singular mensaje hizo que todos los ojos se dirigieran hacia Benite, quien lejos de amilanarse o de intentar bajar los niveles de tensión, le quitó la dentadura postiza a una hermana de Jerónima para golpear su copa y anunciar así que quería dirigir unas palabras a los presentes. "Yo, en cambio -dijo con la lengua típicamente pastosa de las personas que han bebido más de lo prudencial-, brindo por las vieja que se agarran con los demá por la margura esistencial que tienen al haber tenido en su vida meno sorgasmo que la madre superiora del orfanato de Andrea Celeste".

El momento fue sorteado precariamente por algunos parientes que decidieron meterse en medio de la incipiente batalla y postularon brindis colmados de mensajes a favor del amor y la paz en el mundo.


Una olla a presión


Los buenos oficios de la concurrencia hicieron que el mal trago del comienzo pareciera haber superado, pero las expresiones a viva voz del escritor y de su suegra eran lanzas que volaban de lado a lado sobre la extensa mesa de invitados.

"Qu√© gusto a concha de canguro¬†frita tiene el matambre, la puta que lo pari√≥, si sabia me quedaba en casa, encima que en Espeis pasaban los mejore nocau del a√Īo", manifest√≥ Benite. En el otro extremo, Jer√≥nima apresur√≥ el mastique de la ensalada rusa para decir -sin poder evitar el escupir part√≠culas de papa y mayonesa a su alrededor- que "a veces el error de una es gastar en un primer plato a todo culo, internashonal level vamodecir,¬†sin tener en cuenta que entre los invitados hay crotos de paladar tan ignorante que creen que el bife a caballo se cocina sobre un pony".

De nuevo los dem√°s comensales metieron forzadamente preguntas sobre familiares ausentes y comentarios de actualidad dirigidos a licuar las agresiones. Pero Benite, herido en su orgullo, ni bien dej√≥ de quitarse restos de carne de entre los dientes con un peine, dijo con toda la intenci√≥n de ser escuchado: "Alguno y alguna se hacen los listo y los s√ļper vivo, y no eran capace de darse encuenta de que yo le estaba mandioqueando a la hija en la cocina mientra ello estaban en el livin mirando el programa de H√©tor Larrea".

 

Lamentable epílogo

 

Van der Kerkoff golpe√≥ estruendosamente la mesa con un pu√Īo, haciendo saltar su plato y utensilios, y se retir√≥ del quincho rumbo a la casa. Un denso silencio se derrumb√≥ sobre los presentes, hasta que Benite remat√≥ la situaci√≥n con otro exabrupto: "Lo √ļnico que falta es que ahora la vieja salga a defenderle, cuando en la vida le guampi√≥ tanto que a esta casa le hicieron con lo que ganaban vendiendo cuerno a los coleccionista".

"Y bueno, cada pareja es un mundo", fue el fallido modo en que un t√≠o de Yolanda trat√≥ de poner pa√Īos fr√≠os a la escena. Jer√≥nima le arroj√≥ dos porciones de matambre al rostro, y ya sin necesidad de disimular nada se puso de pie, arroj√≥ su servilleta al piso y se√Īalando a Benite le grit√≥ que se retirase del lugar. "V√≥ a m√≠ no me vas a echar", dijo Benite tomando un largo trago de vino tinto, luego de lo cual se par√≥ y se dirigi√≥ a los dem√°s para agregar: "¬ŅSaben c√≥mo le dec√≠an a √©sta? Embajada de lo Sestado Sunido, porque la bombiaron en todo el mundo".

"Basta, a mamá la vas a respetar", dijo Yolanda entonces, aplicando al instante un violentísimo cross de derecha a la mandíbula del literato, que cayó sobre su mismo eje, como un edificio en demolición. "Y vos para qué invitá si vasandar echando las cosa en cara", le reprochó a su madre. "Abuela puta", sumó Ruli, abrazado a una pierna de su madre.

Fue entonces que se produjo la llegada de personal policial que habr√≠a sido convocado por Van der Kerkoff. Los agentes cargaron a Benite en la caja de una camioneta policial, todav√≠a dormido por la trompada recibida. En la requisa de ingreso a la comisar√≠a, se le encontraron nueve tarjetas de cr√©dito a nombre de su suegra. A √ļltima hora se supo que el abogado de Benite habr√≠a logrado su excarcelaci√≥n bajo fianza (200.000 pesos), y que algunos amigos del intelectual hac√≠an gestiones ante Jer√≥nima It√°rguriz para que depositara el dinero necesario.

 

 

.

 

Chu√Īi Benite, de regreso: "Me ju√≠ porque necesitaba encontrarme pero volv√≠ porque me podr√≠ de buscarme"

Chu√Īi Benite, de regreso: El 25 de noviembre de 2018, sus seguidores, los medios y el mundo de la cultura dejaron de saber de √©l. Su √ļltima huella: un posteo en sus cuentas d...

¡La hora, referí! Por Rino Bianucci

¡La hora, referí! Por Rino BianucciSe me presentó de golpe, quizás por los frecuentes casos de personas que se quedan para siempre en el infortunio de derrumbarse en el césped con la...

Esa chanchada del mundo de no rendirce a nosotro de una buena ves. Por Chu√Īi Benite

Esa chanchada del mundo de no rendirce a nosotro de una buena ves. Por Chu√Īi BeniteZaparinnstky (De nuestro enviado especial, Chu√Īi Benite) - "Nuestro amor fue desde siempre un ni√Īo muerto, s√≥lo de a ratos pares√≠a que iva vivir, ...

El hermosor de volber a vivir y mereserlo. Por Chu√Īi Benite

El hermosor de volber a vivir y mereserlo. Por Chu√Īi BeniteY en el estruendo de ese renasimiento, vio Dios que la lus era buena, vio Mesi que la pelo siempre -pero siempre- le va esperar con el amor abierto, v...
P√°gina 2 de 174

Zona Lectores

Perspectivas

El ni√Īo estaba tendido de espaldas en el patio de su casa, revolviendo una brizna de pasto entre los dientes, con las manos detr√°s de la cabeza y los...

module by Inspiration

Anga√ļ fuera de joda

El Chaco verdadero

La desocupación real o abierta, que incluye la encubierta que está formada por los inactivos (desalentados), supera los dos dígitos en Chaco. Estimamos...

module by Inspiration

Mas leídos